« La laburocracia: la tierra para el que la trabaja | Inicio | Exploradores »

diciembre 16, 2009

Comentarios

Tommy

Buenazo, 100% de acuerdo, por haber vivido la misma experiencia, tan aterradora como surrealista. Abrazo.

Guillermo Melantoni

Es casi como una radiografia de lo que me esta pasando en este momento. Como siempre, un placer leerlo.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Publicidá